Inicio > Noticias > ¿Qué define al empleado ideal de toda empresa?
¿Qué define al empleado ideal de toda empresa?

Toda empresa busca un empleado ideal, el modelo que cubra a cabalidad las flaquezas de la compañía. A la hora de seleccionarlo, hace falta evaluar más allá de lo que reza el currículo.

Los llamados intangibles, aquellas destrezas que no pueden describirse o medirse pero que, sin embargo, son la mejor prueba de la experiencia que puede poseer un individuo en determinado sector. En este sentido, evaluamos aquellas características que verdaderamente definen al trabajador que busca y quiere la empresa.

Contrario al deseo general de sacarle el mayor provecho a un empleado a cambio de casi nada, la realidad es que en la actualidad son muchas las empresas que cuidan de sus trabajadores en pro del desarrollo de la misma empresa. La felicidad del empleado ideal, es la prosperidad de la compañía.

¿Qué define al empleado ideal de toda empresa?

¿Qué define al empleado ideal de toda empresa?

Los valores que debe reflejar el empleado ideal

Ciertamente, a través del currículo no se ven reflejados los valores que realmente busca y necesita la empresa, sin embargo, el empleado ideal puede utilizar la carta de presentación y sus capacidades de personalización para expresar sus valores y optar por el puesto deseado. Después de todo, ser trabajador involucra más que lo que pueda describir el currículo.

Una de las herramientas más favorables para expresar el valor como trabajador, es la red social laboral LinkedIn. A través de este servicio es posible adjuntar las reseñas y recomendaciones así como experiencias varias de:

  • Compañeros.
  • Jefes.
  • Colegas.

Y asociados en general al sector profesional. A través de las reseñas y valoraciones que se acumulen en la red mencionada, es posible resumir las distintas actitudes que definen al empleado ideal y su experiencia. Por otro lado, es importante resaltar los valores que directamente convierten a un trabajador promedio en lo necesita toda compañía. Estos son:

  • Compromiso: Puede ser el primordial, pues a través de este valor se determina cuánto puede un empleado relacionarse con los intereses de la empresa.
  • Superación: Puesto que un empleado que no se conforma con sus capacidades, sino que las fortalece y evoluciona, crece tanto para sí, como para la empresa.
  • Responsabilidad: Es crucial, puesto que la responsabilidad de la compañía en sí, se refleja a través de sus trabajadores.

Finalmente, otros valores que necesita el empleado ideal para formular soluciones y colocarse en la posición de los compañeros, son la empatía y el sentido de iniciativa.

  • redes-sociales
  • redes-sociales
  • redes-sociales
  • redes-sociales
La importancia del nombre. Patentes y marcas.
¿QUÉ SON LAS OPERACIONES TRIANGULARES?
Relación contractual laboral asalariada u otra de llamar “falso autónomo”
Las nuevas obligaciones sobre contratos que exige el RGPD
¿Se puede viajar estando de baja?
¿Cómo solicitar aplazamiento de impuestos con la Agencia Tributaria?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.aviso legal

ACEPTAR
Aviso de cookies